/Crónicas///

Crónica: Tomavistas - Madrid (21/05/2016)

http://www.feiticeira.org/

El sábado del Tomavistas llegamos a tiempo de ver a los estadounidenses Hey Lover tocar con desparpajo su punk-pop con trazas de grunge y garage. Lamentablemente era muy pronto y la asistencia de público aún anecdótica, más aún para un grupo venido de tan lejos, pero ellos bromearon y se lo pasaron en grande sobre el escenario. Algo más de asistencia disfrutaron los ingleses Ultimate Painting y aunque su propuesta de pop entre lo luminoso y lo lánguido tampoco está hecha para levantar pasiones, animaron la soleada tarde.

El músculo eléctrico lo vinieron a poner los bilbainos Señores, que con algún problema técnico sonaron especialmente brutos y utilizaron su actuación para dar muestras de lo que será su próximo trabajo, con un puñado de temas nuevos. No quedó muy clara cuál es la línea a seguir, alguna sonó más pop y otras más ruidosas, por lo que imaginamos que el equilibrio entre distorsión y melodías se mantendrá. Al otro lado, Perro lo tenían todo para triunfar pero el escenario grande se les quedó algo grande y tuvieron que llegar antiguos hits como "La Reina de Inglaterra" o "Marlotina", amén de sus celebradas expresiones murcianas, para levantar al público. En cuanto a Disco Las Palmeras! hemos de decir que funcionan tan bien en disco como cuesta verles sonar bien en directo. No fue excepción y aunque en ruido y volumen cumplieron, no había buen equilibrio y algunos temas se iban de tempo.


Disco Las Palmeras! en el escenario Mondosonoro

En la parte opuesta del espectro se situaron Grupo de Expertos Solynieve con su indie-folk que pasa por el sur de aquí y el de allá, ideal concierto para esas horas de sol bajo. Con un Jota al frente al que se ve más cómodo y bromista que con Los Planetas, son sinónimo de sencillez y buena interpretación de un cancionero que ya va siendo querido con temas como "La Reconquista de Granada" o "La Reina de Inglaterra", aunque dijeran que la de sus colegas de Perro es mejor.

Quizá la gran sorpresa del día fueron Siberian Wolves, despachando en formato dúo un impecable y dinámico rock psicodélico, mucho mejor que bandas de fuera con similar formato (sí, estoy pensando en Royal Blood) y mejorando con mucho las impresiones del disco. Más divertidos que The Wedding Present, que fue un continuo altibajo de momentos álgidos de guitarras trepidantes y devaneos entre el brit-pop que no siempre enganchaban. Más que correctos, en cualquier caso. En cuanto a Hologräma, su directo amplificó la parte pop del kraut sintético que practican, que se presenta como un todo o nada. O entras en el trance o poco hay que hacer.


HABRÍAS VOTADO A LA DERECHA POR TAB

Con Triángulo de Amor Bizarro la sensación fue extraña, pero agradable. Este disco y gira demuestran que muchos teníamos razón y la gran banda indie de su generación amenaza los estadios. Aunque nosotros éramos muy del ruido a dentelladas que han practicado con anterioridad (especialmente en "Año Santo"), el nuevo repertorio les permite crear un discurso más variado, con altibajos y asideros para descansar de las turbulencias. "Salve Discordia" cayó en su totalidad excepto "O Salve Eris" y la banda rescató un par de hits de cada uno de sus tres discos anteriores, en lo que fue un set canónico. Y aunque "habría votado a la derecha por ti" o "cuando te follen las fuerzas" son ya frases que funcionan en directo, nada mueve al público como "De la Monarquía a la Criptocracia". De momento "Baila Sumeria" no le hace sombra. ¿Historia del pop español? Y tanto.

La electrónica ruidosa, ilustrada en más de un sentido, de The Suicide of Western Culture no sonó tan caótica como otras veces, pero fue un buen contraste al electropop amable que WAS llevarían a cabo después, trazando la línea que va de Stone Roses a Crystal Fighters. No nos convence su evolución, pero a buen seguro que hicieron bailar al público de Tomavistas y un festival viable también necesita momentos así. Por tanto, buen cierre festivo a la programación de pago de un festival que deja un genial sabor.

 

Crónica del viernes del Tomavistas 2016

Crónica del domingo del Tomavistas 2016