/Crónicas///

Crónica: Ferrara Fest - Madrid (08/01/2010)

08/01/2010, Madrid
7.2
7
La Boite, Casi lleno
Precio: 8 euros

El concierto de Delorean en Joy Eslava terminó bien prontito, así que fenomenal el redondeo de noche pudiendo llegar a ver la esperada actuación de Eh! en el primer Ferrarafest del año. A Paco Loco no teníamos pensado llegar, pero de sopetón nos dímos de bruces con él encima del escenario.

Primero habían actuado Persons, ahora era el turno de Paco Loco Trio, del que ni siquiera habíamos escuchado nada. ¿El resultado? Sorprendentemente interesante, vaya. El productor y músico en el centro, una batería a cada lado y delante de el guitarrista, teclista y bajista sonando a las mil maravillas en una sala de sonido complicado cuando hablamos de tantos instrumentos y grupos en un día. Mucho rock polvoriento, de ese que se heredar directamente de Neil Young y de otras ideas experimentales que pueden ir desde Lou Reed a Sonic Youth sin pestañear apenas. Una propuesta digna de repetir ya con mas tiempo y calma.

Este concierto con el de Eh! compartía algo muy poco habitual en este mundillo: la cantidad de músicos en escena. Para este caso la función de Elías Egido, aka Eh!, contaba con un elenco formado por: dos guitarristas (Rubén de It's Not Not y Jesús de Same Old), un pianista (Naiel), saxofón (Ramón), batería (Daniel) y una sección de cuerda formada por un viola (Manuel de Autumn Comets) y un celo (ahí me habéis pillado). ¿Demasiadas personas? Pues probablemente si para una sala como La Boite, pues el retraso fue enorme hasta que todo estuvo en su sitio y al final la cosa fue mas un coitus interrumptus que otra cosa.

De nuevo bases pregrabadas lanzadas y todo el "equipo Egido" al unísono sin demasiados fallos en las interpretaciones. Y mucho mérito que tiene. El próximo paso para Eh! debería ser poder contar con un teatro/auditorio bien acondicionado para los musicos y los asistentes, pues aunque nos pese y reconozcamos el enorme esfuerzo físico de todos los músicos (cada uno vive en una punta de España), un disco como el que se ha marcado Elías no se disfruta lo mismo deprisa y corriendo. Esperemos que puedan seguir consiguiendo cosas, pasito a pasito.