/Reseñas///

Reseña: Exxasens - Back to Earth

Exxasens - Back to Earth
Back to Earth
7
7.2



Aloud Music [2015]
Productor: Jordi Ruiz
Banda: Jordi Ruiz, Cesc Céspedes, Oriol Planells, Sergio Ledesma

Exxasens, la banda cuyas ensoñaciones cosmogónicas la han convertido en favorita del público ruso, regresa a la tierra, como anuncia su nota de prensa, tras un viaje sideral de 8 años y 4 discos que han ido grabando en diferentes estaciones espaciales. En dicho periplo, a Jordi Ruiz se le han ido sumando aliados hasta formar una tripulación con todas las de la ley, pero su visión musical se ha mantenido fuerte y ahora nos la vuelven a servir, revestida de todo lo aprendido en arreglos y producción.

Más allá de la solidez y sentimiento más orgánico que muestran los nuevos cortes, poco hay en "Back to Earth" que chirríe con lo que escuchamos hace años en su segundo álbum "Eleven Miles", segundo álbum con el que el sello Aloud Music nos los descubrió. Su propuesta sigue bebiendo de ese post-rock a ratos más oscuro, otros más bello, por momentos potente y metálico, otros cercanos al pop sintético más lustroso. Y siguen llegando a momentos luminosos como esa estupenda "My Hands Are Planets", quizá la más cercana al concepto de post-rock digamos, clásico.

Pero en general el sentimiento de que se alejan un tanto de éste género para asentarse como grupo de rock, incluso de hard-rock, flota en el ambiente. No hablamos de su disco terraqueo por nada. A esto ayuda el uso puntual de la voz, que puede recordar al heavy metal y el AOR ochentero. Muy patente resulta con los coros finales de "Supernova" o en algunas guitarras de la progresiva "Bright Side of the Moon", el tema más extenso del disco. En "Hugeness" incluso coquetean con descaro con el thrash-metal.

En el citado tema de voz hay que fijar la atención en "Saturn", en la cual se lanzan de verdad a hacer de una voz invitada algo predominante, todo un nuevo universo que explorar, en este caso con ciertos toques grunges. Y es que ya decimos, la concreción gana terreno, humaniza su propuesta y ayuda a conseguir un disco más equilibrado. Y es que aún en los temas más basados en la cautivadora base instrumental, Exxasens suenan rockeros, épicos y aunque ninguna imagen concuerda con la cara humana del grupo, se podría decir que en Exxasens hay más melena que gafas de pasta.