/Crónicas///

Crónica: This Will Destroy You - Madrid (14/04/2009)

14/04/2009, Madrid
4.6
Chris King, Donovan Jones, Jeremy Galindo, Andrew Miller
5
La Boite, Lleno
Precio: 8 €

Si bien el reciente disco de los tejanos This Will Destroy You no es santo de excesiva devoción para el que escribe, había ganas de comprobar la expectación levantada por su actuación madrileña. Ganas de sorpresa, como ya me ocurriera con una banda como Mono hace unos añitos en Moby Dick...

Pues ni en el blanco de los ojos se parecieron a los japoneses ni a los tejanos Explosions In The Sky, que ya es hora de sacar poner ya no en primera división o segunda, sino en Champions league. Sin duda que This Will Destroy You no lo son.

Vale que de inicio ya son una banda bastante lineal, algo no muy habitual en un género así, ¿Pero que decimos de su enorme desgana para tocar? ¿De su poca energía y pasión a la hora de interpretar una música que requiere mucho sentimiento en directo? Pues decimos que consiguieron aburrirnos durante el 80% de su actuación.

También es cierto que hubo un rato bastante aceptable donde consiguieron levantar un poco un concierto que ya desde el inicio no había funcionado, pero en seguida los problemas de sonido de la sala y de los instrumentos del grupo que se desenchufaban como por arte de magia consiguieron terminar de reventar un concierto corto en duración pero que mas bien se hizo largo. A pesar de todo esto que contamos, el público siguió bastante enchufado al concierto pidiendo incluso un bis, que fue increiblemente nefasto (este caso es más achacable al pésimo sonido que mostró La Boite en el concierto de los cabezas de cartel).

Aunque, algunos problemillas tuvieron antes Jardín De La Croix (ya conocidos popularmente por todos como Los Jardines), pero sin llegar la sangre al río. La batería se comía mucho el sonido del resto, un bajo que chicharreaba un poco y un público que se mostraba algo reticente a pasarse al terreno progresivo de los de Moratalaz fueron sus rivales, pero no This Will Destroy You. Bueno, en realidad es injusto plantearse esto como un encuentro, que juegan ligas muy distintas, pero se puede decir que que salieron mejor parados.

Sin tener el mejor sonido que les hemos visto a la banda, nos topamos con una notoria evolución encima de las tablas de estos chavales. La técnica a la hora de tocar ha sido siempre su gran virtud, ahora están aprendiendo otras cosas según los vamos viendo en directo. La compenetración de guitarras ya es casi perfecta, así como la elaborada sección rítmica.

Para colmo de alegrías, los tres temas nuevos que se marcaron fueron de lo mejorcito del concierto, contando con dos de ellos en los cuatro temas finales que marcaron la diferencia. Aún contando con la diferencia de estilos entre las dos bandas del cartel, se puede decir que salieron muy bien parados.