/Crónicas///

Crónica: Hora Zulu - Madrid (01/12/2006)

01/12/2006, Madrid
7.9
Paco Luque, Javi Cordovilla, Aitor Velázquez y Alex Bedmar
8
Copérnico Nova Club, Lleno
Precio: 10 €

SETLIST HORA ZULU

Tango
Tanto que perdí
Dice el poniente
Y por todos mis compañeros
En el anden
Que baje un rayo y me parta
En el lugar a estar
De vivir sin ti dos vidas
Y no protesto
Reinvención
Ya que te pierdo
Andaluz de Nacimiento
Tientos
De-Que-Rer-Ser
Agua de Mayo
Camarada
A ver si me entiendes

Poco que comentar como previa a un cartel tan atractivo como el que nos citó en la madrileña sala Copérnico el pasado 1 de diciembre. Por un lado, una de las bandas más queridas del metal en su faceta menos bruto visitaba la capital como cabeza de cartel y dos agregados bastante interesantes como Liquid Sun y Virgen, en lo que va a ser la gira de presentación del sello de moda en el metal patrio, deudor en filosofía y estilo de bandas de lo que en su día fue Zero Records. Hablamos claro, de Inferno Recordings, que con este Inferno Rock Tour se va a recorrer las principales ciudades del territorio dando a conocerse entre el público.

Los primeros en salir, fueron Virgen, con bastante puntualidad. Con una sala realmente vacía, tuvieron que lidiar con que los que estábamos allí no teníamos demasiadas ganas de moverse, aunque al final en las primeras filas la cosa se animó bastante. Jorge, cantante de la banda, no paro de moverse durante la más de media hora de actuación, aunque tuvo realmente un sonido bastante lamentable. La propuesta sonora la completaban Mario, López, Manuel y Ezequiel que si gozaron de buen sonido y una potencia que mejor claramente lo que podemos oír en "Primera Vez", su disco debut. Así podemos destacar temas como la mucho más gritona "Cada Vez", la pegadiza "Grita" o "Harry Houdini". Deben mejorar bastante en disco, ya que en directo demuestran que un disco tan excesivamente pulido por Pablo Iglesias no les hace ningún bien. El único pero a ponerles es el repertorio en sí, que se hace excesivamente repetitivo.

La segunda banda en escena eran los madrileños Liquid Sun, que presentaban "Aérea" ante una sala Copérnico que ya presentaba una magnífica entrada. Diana y el resto de sus reclutados compañeros siguió con un sonido similar en calidad al de Virgen, en el cual la música gozaba de mucho mejor sonido que las voces. A pesar de todo, pudimos comprobar que la voz de su cantante es igual de efectiva en directo que en disco, pero por contra que como nos temíamos en temas como "Condenados" o "One Desire" su voz llegaba excesivamente forzada en las partes de gritos. Deberían pensarse realmente lo de obviar esos momentos, ya que bajan considerablemente el nivel en disco y directo. Por seguir poniendo pegas, podíamos decir que tanto Diana como el grupo en general se muestra excesivamente quieto en escena y de ahí que algunos se quejaran de que fuera aquello demasiado soso. Pero por contra, es innegable la calidad de los nuevos temas en castellano. Desde las iniciales "Espejismo" y "Despertares" o la preciosa "Aérea", que nos recordaron a Skunk Anansie y a Fromheadtotoe por ese mismo orden, a la rockera "Mekanika" o algo más metal "Boiling Point" con sus guitarras potentes y efectivas. Para finalizar su corta actuación debido al retraso en los horarios, se llevaron a todos de calle con su genial versión de "Wonderful Life" de Black.

Y la banda estrella de la noche, los granadinos Hora Zulu, fue la última banda en subir al escenario entre un inusitado jolgorio por parte de más de la mitad del publico. Si algo se va a sacar en claro de este Inferno Rock Tour, al menos en Madrid, es sin duda que Hora Zulu hoy en día son uno de las bandas más importantes en cuanto a público del panorama nacional, quedando muy a la altura de bandas de la talla de Savia o Hamlet, por decir dos. Aitor Velázquez cantante de la banda, es ya todo un frontman que tenia a todos en el bolsillo desde poner el pie encima del escenario de Copérnico. El propio Aitor dió las gracias a los presentes y a los no presentes (No sabemos si iba por Big Simón, el fallecido productor de su inminente disco, o por el fallecimiento de Alberto Madrid, ya que los granadinos han sido teloneros de Sôber.) y atacó "Tango" bien apoyado por Paco Luque y los demás "jinetes del apocalipsis".

"Tanto Que Perdí", "Dice El Poniente", la celebradísima "En El Andén" o "Que Baje Un Rayo Y Me Parta" fueron más que suficientes para que en menos de 20 minutos no sólo para tenernos a todos en el bolsillo sino para desenvolverse mucho más a gusto todos ellos. El ahora cuarteto se mostró intratable durante toda la actuación, con un espléndido Paco Luque que se bastó a las guitarras, para que ni siquiera nos acordamos de la segunda guitarra. Realmente intratables las guitarras y bien secundado por Alex al bajo y Javier que tuvo que tocar con el bombo roto sin apenas notarse.

Lo más interesante vino después cuando fueron sonando temas como "Y No Protesto" en el que Aitor demostró su carisma habitual, los cañeros temas clásicos del primer disco "En El Lugar A Estar" y "Andaluz de Nacimiento" o los temas más brillantes de "Crisis De Claridad" que sin duda son "Reinvención" y "De-Que-Rer-Ser".

Y para ir finalizando, nos quedamos sin "Golpes De Pecho" (probablemente su tema más brillantes musical y líricamente) a pesar de anunciarla, pero a cambio tuvimos un "Agua De Mayo" muy a la altura de las circunstancias. Entre los temas nuevos que tuvimos destacó "Camarada", el single de adelanto, que sonó en el penúltimo lugar y cuando sólo quedaba la despedida habitual con "A Ver Si Me Entiendes", que fue el alboroto final.

Así que de la fiesta (que es lo que aquello fue) sacamos en claro dos cosas: La primera es que Inferno Recordings parece ir a por todas y con este tour no hace más que refrendarlo; y la segunda que Hora Zulu acaba de empezar a subir a una división de ilustres, al menos en cuanto a público y seguidores... Ya veremos que pasa con su tercer disco, "El Que La Lleva La Entiende".