/Crónicas///

Crónica: Antigua&Barbuda - Madrid (01/05/2009)

01/05/2009, Madrid
9.0
Germán, Colins, Guillermo, Asier (Macarena)
9
Wurlitzer Ballroom, 100 personas
Precio: 6 €

Quien nos iba a decir a nosotros (nos incluimos como web en ello sin merecer para nada los méritos que si merece Piticli On Tour) que este cartel doble, en el que por fin nos desquitábamos con Challenger y apostábamos de lleno por los sorprendentes Antigua&Barbuda, iba a tener otra protagonista... Otro nombre propio... El de una ya mítica en la escena independiente madrileña, como es Macarena.

Antes de que eso se produjera, una muy buena entrada presenciaba una de las bandas nacionales favoritas del año pasado para los lectores de la web, los madrileños Challenger. Es cierto que no tuvieron su mejor noche, sobre todo debido a un sonido nada favorable, pero cualquiera que haya disfrutado con su disco "Dilitid" debe pasar a ver cómo ensucian y llevan al lado punk de la vida sus temas.

El concierto fue claramente de menos a más, sobre todo debido a un inicio muy frío con una especie de esqueleto de tema nuevo mal unido con "Great Sound". A raíz de la deuda Devo de "Good Girls on my Birthday" la cosa mejoró una barbaridad en todos los aspectos, dejando un sabor de boca final a la altura de canciones tan redondas como "Rusty Moore" o "What I Used To Be". Pero si hay que destacar algo, el cover de "Police On My Back" aún mejor que en disco...

La próxima será en el Concierto Anticrisis que los reunirá con los gallegos A Pedir De Milkhouse y Día De Furia en la sala Heineken, el 30 de mayo.

La próxima de los pamplonicas de Antigua&Barbuda sin embargo no sabemos cuándo será, pero seguramente que Madrid los volverá a recibir con los brazos abiertos. Vamos, muy raro sería que como mínimo no impresionaran a los curiosos y contentaran a los conocidos con esa extraña manera que tienen de entender el ¿hardcore? y el ¿metal?

Un directo aún más potente de lo mucho que es ya "Try Future", con la consiguiente perdida de pegada melódica que tanto nos gustaba de su EP "La Pirámide Invertida". De hecho, podríamos tirar por tierra un concierto así, sólo por dejarse en casita "Sexo", aún pidiéndosela el público. Pero, ¿por qué?

Por lo demás, pocas pegas... Una bestia de batería como Guiller1000 capaz de cantar mientras aporrea y un Germán con su aguda voz que clavaron lo esperado de ellos. Pero claro faltaba Macarena para redondear la actuación con sus gritos a la fiebre porcina durante "Embers" y como bis final (casi fuera de tiempo) con "The Next World Master Will Carry My Blood".

Vamos, que un acontecimiento que tuvo de todo, en pleno día del trabajador.