/Reseñas///

Reseña: Turnstile - Time & Space

Turnstile - Time & Space
Time & Space
8
7.6



Roadrunner [2018]
Productor: Will Yip
Banda: Brendan Yates, Brady Ebert, Sean Cullen, Franz Lyons, Daniel Fang

Turnstile es un nombre a sumar a los de exitosos revivalistas del hardcore como Touché Amoré, La Dispute o Title Fight. Pero a diferencia de estos, Turnstile no forman parte de ninguna "ola" ni apelan a los sonidos emo. Claro que miran al pasado del rock alternativo para construir su sonido, pero ellos tienen más en el punto de mira a Jane's Addiction o Beastie Boys que a Hüsker Dü o a My Bloody Valentine. En este segundo largo, el quinteto realiza otra mezcla a su bola de tendencias de la vieja escuela con acercamientos sin rubor al al dub, al surf y al rock alternativo en general.

No obstante, ha sido Will Yip, productor estrella en estos acercamientos de bandas jóvenes a terrenos más melódicos el encargado de fraguar junto a la banda este "Time & Space", llamado a ser el disco de hardcore moderno de la temporada. En él encontramos todos los elementos típicos del género: estallidos violentos que se ralentizan para crear mayor tensión y sensación de amenaza al más puro estilo Black Flag, micro-solos heredados del heavy metal, crudeza  a lo Madball, cócteles de funk-rock a lo Living Colour y gritos crudos sobre riffs metálicos que recuerdan mucho a Snapcase. Estos últimos son la banda que antes aflora, sobre todo por el estilo vocal principal, pero la paleta de Turnstile deja la rigidez casi marcial de los neoyorkinos muy atrás en cuanto a amplitud de horizontes. Hablamos de licencias como los pianos rítmicos de "High Pressure", el tipo de detalle que abunda en este segundo disco de los de Baltimore.

Y es que ningún grupo de hardcore obcecado con su tribu metería en su disco un tema como "Moon", más cercano en sonido a Foo Fighters que a Bad Brains. La provocación está precisamente en no salirse del camino para realizar una experimentación loca, sino entregarse a los brazos de la melodía sin rubor cuando les apetece, como ya hiciera su hermana "Blue By You" en su anterior obra. En "Right to Be" incluso cuentan con asistencia de Diplo, en un plan más simbólico que otra cosa, pues los ecos psicodélicos que el corte exuda tampoco son algo inédito en la banda.

Y básicamente así podríamos definir "Time & Space", como un disco de crossover hardcore empapado de psicodelia. Ambientes alucinados que no impiden que te revienten la mandíbula con pelotazos como "Real Thing" y "Big Smile", o se desmarquen con la chulería aplastante de "Can't Get Away" y "Generator", uno de los temas más completos del álbum. Sin embargo es acertado decir que a "Time & Space" aún le falta algo de enfoque y parece un paso intermedio hacia la obra definitiva de Turnstile, una que se antoja ambiciosa a la par que irreverente.

Turnstile continúan su fama de banda que descoloca, que hace canciones para reventar el pogo más feroz sin perder de vista la diversión sin prejuicios. Y lo hace todo sin un ápice de pretensión, sin ánimo de marcarse un Refused. El quinteto desmonta el hardcore como si fuera un lego y lo vuelve a montar añadiendo unas piezas de color. El resultado no es una genialidad, pero sí muy divertido.


   


PUBLICIDAD