/Reseñas///

Reseña: Toundra - Toundra

http://feiticeira.org/drupal
Toundra
8
8.0



Arindelle [2008]
Productor: Carlos Santos
Banda: Alberto, Esteban, Guillermo, Victor
No hace tanto dábamos cuenta por aquí del magnífico split que Nacen de las Cenizas y Emerge firmaron hace un par de años, uniendo así emocore y post-rock con más que buenos resultados. Obviamente Nacen de las Cenizas, que por entonces ya tenían cierto nombre en la escena, habían echado el ojo a los sonidos más instrumentales y tal vez ese split fuera el desencadenante de la disolución de Nacen y la aparición de Toundra, nuevo proyecto en que militan tres de aquellos músicos.

Así, el disco comienza en calma, entregado al post-rock con la placidez oscilante de la "Bajamar", donde pronto entra en juego esa tan actual mezcla de rock progresivo contundente, ágil y distorsionado, que sigue las lecciones de Mogwai o Pelican. Le da la réplica la tintineante acusticidad de "Pleamar".
"Medusa" es el más contundente de los seis temas, con furibundas embestidas de guitarra y batería y un clímax dilatado a lo largo de casi 8 minutos sin decaer ni en los momentos más funerarios. El disco pasa por el momento más hipnótico de "Órbita" para entrar más al grano con "Jauría", que parte de un flamígero y saturado riff que más tarde a través de repetitivas secuencias consigue fusionar esencia stoner con exuberancia progresiva.

Este primer viaje por el universo de Toundra, lleno de épica entre la ciencia ficción y la mitología finaliza con la escueta "Tesalia", su faceta más recogida. Mención especial para un artwork, que si bien sigue las pautas del estilo, con su gélido y oscuro paisaje irreal, muestra una vocación extramusical al complementarse con textos literarios de diversas fuentes.

El estilo que Toundra desarrollan pues, no se puede calificar de novedoso, de hecho, podemos decir que se inserta dentro de las modas del rock alternativo actual. Esto nunca es malo siempre que esté hecho con gusto y demuestra además la capacidad de un grupo por reinventarse. Ya nos comentaban en una entrevista acerca del tema de las modas y sobre cuantos llevarían flequillo en unos años. Pues con Toundra parece que ya se han desprendido de él. Muchos creemos que han ganado con el cambio, el musical, se entiende. Ahora la incógnita es cuanto puede dar de sí el rollo instrumental, pero mientras dure, a disfrutarlo.