ARF 2010: CARTEL

Diez años cumple ya el Azkena Rock Festival, toda una institución estival en términos rockeros. Uno de los festivales más acogedores de la península y con una línea musical más claramente definida hacia el rock n roll en sus diferentes variantes.

Imagen

 

24, 25 y 26 de julio verán desfilar por la campa de Mendizabala un buen número de bandas del rock más vigente y también del más clásico. Se puede ir a la sorpresa, pero como no todo es Kiss y Bob Dylan, conviene llevar aprendida la lección de qué grupos van a tocar.

 

JUEVES
GOV'T MULE
El jueves suele ser el día más relajado del festival, tanto por contar con cabezas de cartel más discretos como por menor número de bandas. Pero cuando están presentes Gov’t Mule, una de las formaciones más auténticas del rock crudo que bebe del blues y el metal, las expectativas crecen. Ya conocidos por estos lares vendrán a presentar “By a thread”, su último disco. Para los entendidos son una de las grandes realidades del rock ahora mismo, una especie de leyenda en vida y auge de la mano de Warren Haynes, uno dde los guitarristas y compositores más talentosos de su generación.

AIRBOURNE
Otros atractivos del día son los revivalistas del mejor rock setentero, Airbourne, a los que no pudimos verles la última vez ya que tuvieron que cancelar fechas en España. Convertidos en los herederos mejor posicionados de AC/DC, vendrán presentando su nuevo trabajo “No Guts, No Glory”.

THE HOLD STEADY
Desde lo más profundo y suburbano de América, The Hold Steady mezclan a Hüsker Dü con Springsteen dando resultado la propuesta más parecida que hoy en día pueda escucharse a los míticos Replacements. Su lugar a medio camino entre el revalorizado rock americano y el indie-rock nos lleva a pensar que puedan destacar claramente entre el cartel.


Tanto Kitty, Daisy & Lewis como los Black Lips son fenómenos curiosos de los últimos años. Capaces de embelesar por igual a los devotos del rock más auténtico como en los entornos más indies, estos tres jóvenes hermanos le dan al rock cincuentero con una gracia inusitada. Adoptan además el look de aquella época con lo que visualmente el espectáculo está también garantizado.

Por su parte los Black Lips son la más engrasada y grasienta propuesta de rock garajero de los últimos años. Lejos ya de la sombra del hype, sus conciertos son fiestas que lo mismo sirven para abrir un festival que para cerrarlo. La última prueba la fiesta de clausura del último Primavera Sound.

No menos retro es lo de The Jim Jones Revue. La banda liderada por el ex-vocalista de los míticos The Hypnotics y Black Moses viene presentando un disco homónimo descrito como un choque entre Little Richard y MC5, aunque también podría tratarse de una colisión entre Jon Spencer y Jerry Lee Lewis. Rock salvaje y espasmódico con clara herencia de Detroit.

Un corazón más redneck portan los Legendary Shack Shakers. Su estilo southern gothic navega con urgencia entre influencias como The Cramps, The Gun Club o Tom Waits. A nivel escénico cuentan con el aval del Colonel J.D. Wilkes, frontman e ideologo que nos regala sus diferentes estados de ánimo sobre las tablas.

Si ya venimos viendo desde los 90 como los escandinavos jaman la tostada a los anglosajones, aquí están Baskery, 3 hermanas suecas que le dan al country, el hillbilly y el rockabilly y pueden tener en el ARF una prueba de fuego.

La banda local del día será Bronze, que presentarán su primer trabajo autoeditado con reminiscencias del stoner y el grunge, ritmos pesados y pasajes melódicos. ¿Saldrán reforzados del Azkena?

 

 



VIERNES

 

KISS
Sin duda la banda de Gene Simmons es la gran atracción de un viernes con más clásicos del rock de estadio. Convertidos en un fenómeno que trasciende con mucho lo musical, Kiss llegan a Vitoria y nos demostrarán de lo que son capaces en un festival algo más reducido de donde acostumbran a tocar. Los maquillados triunfaron en Bilbao sin ir más lejos, convenciendo con su espectáculo incluso a los más escépticos. Esta vez vienen con nuevo disco bajo el brazo, "Sonic Boom", que ahonda en su rock directo y festivo. Seguro sus hordas de fans convierten la campa de Mendizabala en un "psycho-circo" digno de ver.

SLASH
No les va a la zaga en cuanto a mediatismo Slash. Si su compañero Duff ya visitara Vitoria hace un par de años ahora le toca el turno al guitarrista de melena rizada cuyas polémicas con Axl Rose son conocidas. Ahora se presenta como Slash, sin rosas, sin revolver, sin nido de serpientes, pero presentando un disco para el que ha contado con invitados de lujo a capricho. Ozzy, Lemmy o Iggy son nombres propios del rock que le han acompañado, a los que hay que sumar otros más modernos como Chris Cornell o Andrew Stockdale. En directo nos tendremos que conformar con el acompañamiento de Myles Kennedy (Alter Bridge).

THE DAMNED
Desde el punk al ska, el glam y el toque gótico, The Damned han dado muchas vueltas desde que formaran parte de la primera oleada del punk-rock británico. Portadores del mismo espíritu destructivo y desmadrado, sin embargo han sobrevivido hasta hoy y estarán en Vitoria para recordarnos hits desde "New Rose" a "Smash It Up". ¿Vendrá Dave Vanian con alguno de sus disfraces de terror?


Originales de Australia, The Saints crecieron a la sombra de otras bandas de punk-rock americanas que contaron con más oportunidades. Para cuando pudieron editar su primer largo el punk se había pasado de moda, pero siguieron adelante labrándose una carrera de culto que ahora tiene sus frutos ante el público del Azkena.

Venido de una importante familia musical, el londinense Teddy Thompson es una de las mayores promesas del pop de los últimos años. Se codea con Rufus Wainwright y se le comparado con cantautores de la talla de Josh Rouse, Elliot Smith o Chris Isaak.

Nótese el juego de palabras para esta personificación contemporanea y mexicana de Elvis. Capaz de mezclar todo el imaginario que envolvía al Rey del rock con el folklore mexicano, El Vez no se corta en realizar versiones mexicanizadas de su ilustre repertorio, con mariachis, trajes de torero y demás ocurrencias, prometiendo un espectáculo bizarro y divertido.

La irlandesa Imelda May invoca con su voz y su estilo a mitos como Billie Holliday, Dinah Washington o Wanda Jackson. Musa actual del rockabilly, el blues, el jazz y la herencia retro de los 50, Eddie Cochran, Jerry Lee Lewis o los The Cramps recorren los surcos de su cancionero.

Como locales del día están los guipuzcoanos The Hot Dogs, pero andan lejos de ser una banda novel. De hecho presentan su cuarto disco bajo el brazo con la misma actitud y riffs de siempre.

Proclaman en su myspace que hacen retro-70's cock rock con orgullo y se visten según el libro de estilo de los primeros ACDC. Ellos quieren preservar la esencia de aquella música y lo hacen en su debut, “21st Century Rock”.




SÁBADO

 

BOB DYLAN
Bob Dylan
marcará sin lugar a dudas un hito en el Azkena Rock Festival. Su andadura le sitúa como la figura más clásica que haya estado en el festival y su cancionero trasciende los universos del rock y el folk, atrayendo a melómanos de todo tipo. Cabeza de cartel absoluto del sábado y de la presente edición del festival. Esperemos que le de tiempo a satisfacer un poco a todos con clásicos de sus diferentes etapas. Imprescindible.

THE HIVES
The Hives
ya son conocidos por el Azkena y su nombre suena a fiesta de manera contundente. Los suecos no sólo se adelantaron al revival garajero sino que continúan explotándolo con una frescura traducida en potentes riffs y estribillos ultracoreables que nadie ha logrado igualar. Seguro que vuelven a animar el cotarro como saben.

CHRIS ISAAK
Tal vez a priori Chris Isaak no parezca el prototipo de artista para un festival rockero, pero lo cierto es que con los años ha crecido el número de gente que reivindica a este oscuro cantautor, así como el énfasis con el que lo hacen. Sus temas han acompañado a memorables hitos cinematográficos de Lynch o Kubrick y su "Wicked Game" es uno de los temas más carismáticos y versionados de la historia

BAD RELIGION
30 años son ya los que cuentan las andaduras de los californianos Bad Religion. Su repercusión en el punk angelino en los inicios fue notable, pero pocos podían imaginar en lo que se convertiría. Convertidos ya en los 90 en buque insignia del llamado hardcore melódico, disco a disco iluminaron la senda de decenas de bandas que combinaban la música con el surf y el skate, amparadas por el sello de Epitaph, propiedad del guitarrista de la propia banda.


NRBQ es un grupo de culto de finales de los 60 que cuenta entre sus admiradores a la creme de la creme del rock (Dylan, McCartney, Richards...). Fueron pioneros del mestizaje en el rock y por sus discos, aún vigentes, desfilan country, blues, rock and roll, psicodelia y lo que se les ocurriera en ese momento. Como su música, sus setlists son libres y etéreos, así que a ver con qué nos sorprenden.

Los Toilet Boys surgieron en los 90 para homenajear a bandas de los 70 como Ramones, Kiss, Dead Boys y Blondie. Punk-rock, glam, new wave... son etiquetas que caben en una propuesta muy escénica que puede ser de lo más animado de la jornada.

Robert Gordon es un clásico del rock de los cincuenta y sus ramificaciones (el rockabilly, el surf, el rythm and blues...). Ha permanecido toda una vida fiel a su música y continúa dando muestras de ello en el escenario. En directo le acompaña Chris Speading a la guitarra, Slim Jim Phantom (Stray Cats) a la batería y Phil Greasy Carlisi.

Desde Liverpool vienen los aires de blues, garage y 60's de The Cubical, con influencias de Yardbirds, Captain Beefheart o Howlin' Wolf y una frescura fuera de lo normal. Una de esas formaciones con ganas de demostrar que están para quedarse.

En formato power trio y desde Melbourne, The Russian Roulettes le dan al garaje y al punk-rock con la urgencia y autenticidad que ya lo han hecho otras bandas de su tierra. Su debut, “R&R” es una orgía de riffs potentes que no deja impasible a cualquier amante del rock n roll.

Una dilatada carrera contempla a los cacereños Maggot Brain. Aunque nacieron con el grunge, su evolución les ha llevado a beber de otras fuentes como el stoner, el rock setentero y el blues-rock. Con todo ello y con la colaboración de Mother Superior han parido "Land", disco que vendrán a presentar a Vitoria.

Audience son una de las mejores bandas de Euskadi y su evolución hacia los sonidos de raíz americana justifican ahora más que nunca, su inclusión en el cartel. Su impecable directo se merecería mejor horaría pero seguro que no desperdician la oportunidad de ganarse a la parroquia rockera.

 

INFORMACIÓN