/Crónicas///

Crónica: Wild Honey - Madrid (26/04/2013)

26/04/2013, Madrid
7.8
Guillermo Farré + banda
8
Teatro Lara, Lleno
Precio: 8-10/12-14

Anoche teníamos una cita en el incomparable marco que supone el Teatro Lara, y como siempre la propuesta que nos traía Son Galicia tenía el nivel y las cualidades que semejante recinto merece. El madrileño Guillero Farré (también componente de Mittens y Teacher Techaer), se presentaba con el que es su proyecto personal Wild Honey, del cual recientemente publicaba su segundo disco “Big Flash”, y como la ocasión era especial y jugaban en casa, anoche Wild Honey plantearon una formación con 7 músicos sobre el escenario que iba a recrear el sonido del disco de forma impoluta. Como el propio Guillermo reconocía, no será fácil ver una formación tan completa en la mayoría de conciertos dadas las complicaciones logísticas del asunto, y por eso había que sentirse doblemente afortunados de presenciar tal despliegue instrumental. 

El paso dado adelante en su segundo trabajo por Guillermo Farré se hace latente en disco, pero se multiplica aún más en directo donde ahora el grupo suena exactamente como eso mismo, como un grupo. Compacto, enérgico cuando la ocasión lo requiere, y delicado cuando así ha de ser, Wild Honey han ganando un componente rítmico que hace que todo suene más grande y ampuloso, y eso a su sonido a día de hoy le viene de perlas. Los ecos a Elliott Smith nos estremecieron con una de las piezas iniciales, “See How Hard My Heart Is Beating”, pero si por algo destaca “Big Flash” por encima incluso de la introspección es por los temas soleados y relucientes, y en eso “Gothic Fiction” es de las mejores piezas del disco, y también lo fue en directo. Con un Guillermo que pese a su aparente timidez, se mostró cercano, bromista, y sobre todo pleno de alegría por ver que aquello iba de lujo ya desde el arranque, fueron cayendo temas también de su anterior “Epic Handshakes and a Bear Hug” ("1918-1920", o "Isabella" fueron celebradas demostrando que el público también aprecia ese álbum), pero sin duda el protagonista de la noche era “Big Flash”, y temas como la muy Wilco “An Army of Fat Synths” demostraban que todo el mar de arreglos perfectamente integrados de su segunda obra hace mucho por el sonido de la banda. 

La fresca “Keyboards Under a Microscope” nos hizo corear con la banda a la vez que entrabamos en un segundo tramo de concierto con sorpresas. De primeras hubo una versión y homenaje a Broadcast, banda adorada por Guillermo, y que también está más que presente en su sonido. Más tarde habría un momento para los más fans con la inclusión de un tema de su Ep, “Diamond Mountain”, del cual tocaron el tema que le da nombre. Pero esto ocurrió en el primer bis, antes cerraron con dos de las mejores piezas de “Big Flash” como son “It's All in the Film”, y la estupenda “Rogério Duprat Looks Out the Window”, que demostró todas las virtudes que anoche atesoraban los siete músicos que esteban sobre el escenario. Delicadeza, melodía, una buena base rítmica, coros femeninos perfectamente ejecutados, y arreglos que te trasladan directamente al mejor de tus veranos. Eso son Wild Honey, ni más ni menos.

Con un Guillermo exultante, Wild Honey volvieron al escenario para dejar caer ese tema del 2010 que comentábamos antes, y una increíble “Cleopatra”, que contó con el sonido de una sierra como apoyo fantasmagórico a la canción. Primer bis solventado con elegancia, y paso al segundo bis en el que nos despidieron con “My Memory May Also Be a Wish”, tema también de ese notable álbum que en la noche de ayer presentaban, y que sin duda será uno de los discos más especiales de este 2013 en lo que a pop de orfebrería se refiere.