[2006]: Vuelta a las raíces

Consolidada como una de las apuestas más sólidas del calendario festivalero español, el Azkena Rock Festival ha evolucionado desde unos comienzos modestos y fieles al ideal rockero a un gran festival donde caben desde las nuevas promesas hasta las leyendas del rock, pasando por los grupos más punteros y atractivos de la actualidad.

Se acaba el verano pero no la temporada de festivales, al menos nos queda uno de los más importantes: el Azkena Rock Festival en Vitoria-Gasteiz.





Si el año pasado fueron Queens of the Stone Age el gran reclamo de un festival muy orientado al sonido stoner, este año nos sorprendieron con un fichaje de auténtico lujo. Nada más y nada menos que Pearl Jam, banda con la que, a buen seguro, muchos de los asistentes del festival habrán crecido.

ImagenEddie Veder y los suyos harán el repaso a su carrera que los fans tanto esperan y aunque tocarán menos que en un concierto habitual, promete ser una de las actuaciones más intensas que haya visto el recinto. Intensidad y solvencia es algo que el nombre de Pearl Jam asegura aunque saque un disco mediocre. Pero si estamos hablando de una banda que ha rejuvenecido este año con su extraordinario disco del aguacate, sobran las dudas. Esperemos que temas como “Marker in the sand” o “Comatose” se añadan a su ya sobradísimo setlist abultado de himnos.

Lo harán junto a compañeros de gira como los prometedores Wolfmother, uno de los nuevos grupos que más parabienes recogen desde el mundo del rock. Su mimetismo del rock de los setenta ha calado hondo entre un público que añora bandas mágicas como Led Zeppelin o Black Sabbath. Otros apadrinados de los de Seattle son My Morning Jacket, descendientes de un blues-rock fuertemente emparentado con Neil Young, que puede constituir una de las sorpresas inesperadas del festival.

Mientras tanto, dos ex Kyuss repetirán este año en el festival, lo que demuestra la gran estima de los artistas por el ambiente de Mendizabala. Hablamos de los enemistados Josh Homme y Nick Oliveri. El guitarrista vendrá esta vez cumpliendo funciones de batería con los divertidísimos Eagles of Death Metal, mientras que el perilludo bajista aficionado al nudismo en el escenario lo hará al frente de sus Mondo Generador, tras su paso junto a los Dwarves en la anterior edición.

La cosa va de retornos y si hay alguno especialmente sonado ese es el de Iggy & The Stooges. La máquina incombustible del proto-punk volverá a pulverizar al público junto a los Stooges para demostrar que no hay banda joven en esa forma. La historia de la “iguana” comienza a estar estrechamente ligada al público vasco, repitiendo así una ya clásica cita estival que comenzó en el Azkena 2004 y continúo en las fiestas de Bilbao del pasado año. Además los Stooges se encuentran grabando nuevo disco junto a Steve Albini (Big Black, Shellac, productor de Nirvana, PJ Harvey o Pixies) y Jack White (White Stripes). Aunque el disco saldrá en 2007 tal vez se suelten con algún tema nuevo.

No se quedará sólo Iggy en este regreso. También vuelven otros grandes precursores, los New York Dolls, antecedentes del punk y del sleazy. Ya triunfaron con su actitud salvaje y su estética glam y lo volverán a hacer a buen seguro. Un concierto que a buen seguro disfrutarán los componentes de Buckcherry. Los tatuados angelinos cuentan con una escasa carrera de 3 discos en la que se han ganado una reputación de salvadores del hard-rock agresivo y contundente, sin artificios. Llevaban tiempo siendo uno de los grupos más pedidos por los asiduos al Azkena y finalmente aquí estarán.

Aunque si hay que hablar de banda reivindicada no podemos sino hablar de los Misfits. Una de las bandas que mejor provecho ha sabido sacar de la estética en el punk, responsables de que a todos los grupos del género de hoy en día les de por pintarse. Aún incluso sin el carismático Glenn Danzig, el bajista Jerry Only presentará sus himnos de “horror punk” de sabor ramoniano junto a dos excomponentes de Black Flag. Cita imprescindible para cualquier ante del punk-hardcore estadounidense.

ImagenEl punto de “americana”, estilo de country alternativo en auge, lo pondrán esta vez Green On Red y Marah. Los primeros vendrán en calidad de antecesores de la etiqueta que tantas alegrías está dando a la crítica en los últimos años, mientras que los segundos se presentan ya consolidados con su quinto disco como una de las formaciones con mayor proyección del movimiento.

Otras bandas dispuestas a ofrecer un sonido clásico entre el power-pop y el rock son los Young Fresh Fellows, continuistas del legado de los primeros REM o los Replacements, o los Bottle Rockets con su rock inspirado en el country y el honky-tonk. En cambio el garage de alta electricidad y el rock n roll más directo lo pondrá la escudería escandinava con bandas como los Nomads o Diamond Dogs, demostrando una vez las grandes lecciones que las bandas suecas han aprendido de la historia del rock.

Si por algo se destaca un festival como el Azkena es por traer en exclusiva a bandas que de otra forma sería improbable que pisasen nuestro país. Es el caso de este triunvirato de bandas de culto que han vuelto a los escenarios. Por un lado Big Star regresan para reivindicar su cancionero que recoge algunas de las mayores joyas del power-pop. Los políticos Gang of Four harán lo propio para reclamar la gran influencia que tienen sobre el ahora de moda post-punk bailable. Y Redd Kross se perfilan como otra de las propuestas más esperadas y a buen seguro divertidas del festival, el grupo de culto que difuminó los límites entre hardcore, rock e indie.

El apartado estatal que nunca falta en el festival lo ponen dos bandas con label de calidad. Por un lado los valencianos Uzhuaia, reactivados tras un parón, demostrarán que son una de las propuestas más auténticas de hard-rock y stoner en castellano. Por el otro, una banda euskaldun que por proximidad y calidad ya iba mereciendo tocar en el Azkena, los navarros Berri Txarrak. Su rock alternativo con tintes de metal y hardcore se ha simplificado con su paso a formato trío, lo cual hace ideal su aparición en el festival para ofrecer sus temas más directos poniendo el punto euskaldun, que compartirán los setenteros Kriston y los fumetas Sharon Stoner, ganadores del concurso de bandas de Euskal Herria del festival.

ImagenAunque este año la contratación parece que ha estado complicada, seguramente en parte por lo cercano de la exitosa primera edición del Bilbao Live Festival, finalmente el cartel ha quedado más que digno, aún a la espera de grupos de última hora. Una nómina de artistas que si bien tiene más que suficientes para llamar la atención, se ve reforzado por la impecable imagen del festival hasta nuestros días y el buen ambiente de que ha gozado hasta ahora, siendo uno de los festivales de rock n roll más reputados a nivel internacional.

Las nuevas confirmaciones han sido los clásicos The Waterboys con Mike Scott al frente y con disco bajo el brazo, y la banda londinense Guarro y su mezcla de la guitarra flamenca con el rock & roll.

HORARIOS
+ jueves
01:20 - The Misfits
23:35 - Iggy & The Stooges
21:55 - Green On Red
20:35 - The Waterboys
19:20 - Young Fresh Fellows
18:25 - Guarro
17:30 - Sharon Stoner


+ viernes
02:00 - New York Dolls
00:20 - Buckcherry
22:40 - Redd Kross
21:25 - Big Star
20:20 - Eagles Of Death Metal
19:15 - Gang Of Four
18:10 - The Bottle Rockets
17:05 - Marah
16:20 - Uzzhuaïa


+ sabado
02:20 - Mondo Generator
00:10 - Pearl Jam
22:45 - My Morning Jacket
21:30 - Wolfmother
20:15 - Supagroup
19:10 - The Nomads
18:05 - Kim Salmon & TheSurrealists
17:05 - Berri Txarrak
16:20 - Kriston


Además se ha confirmado la carpa Rock, en la que sonará Rock & Roll hasta las 7 de la mañana. Allí estarán: José Lanot (El Sol, Madrid), Fernando Pardo (Sex Museum, Madrid), Javier Entrañable (El Templo Del Gato, Madrid), Gemelos Derrick (Barcelona) y el gran Rockaine (Alemania-Madrid).

ENTRADAS
Los precios de los bonos son de 100 € los 3 días y 80 € para el bono de viernes y sábado. Además las entradas del jueves o viernes valen 40 € y la de sábado 50 €.

Toda la información adicional necesaria está en la web del Azkena Rock Festival 2006.